Jueves 21 de Marzo de 2019




Recomendaciones

El alfentanilo, una sustancia similar al fentanilo, aunque exclusivamente en presentación parenteral, es transferida al bebé tras el parto en cantidades poco significativas, puesto que se une en una alta proporción a las proteínas plasmáticas y pasa en menor proporción a la leche materna que otros opiáceos.

Es poco probable que su administración puntual durante el parto pueda influir sobre el recién nacido, aunque en el caso de ser necesaria la administración reiterada de alfentanilo, una vez establecida la lactancia materna, sería conveniente su sustitución o complementación por otro agente analgésico mejor conocido, ya que no existe documentación clínica suficiente que permita establecer con seguridad su inocuidad para el lactante.

Algunos estudios indican que la cantidad de sustancia transferida por la leche al bebé podría ser de 0.2 mcg/Kg, que está lejos de la dosis terapéutica que se puede dar al directamente al lactante (30 mcg/Kg/hora).

Advertencia del fabricante:

El alfentanilo se puede excretar por la leche materna por lo cuál no se recomienda la lactancia hasta después de transcurridas 24 horas desde la última administración.

Fecha de la última actualización: 26.02.08

ADVERTENCIA ACERCA DEL CONTENIDO

Esta página ofrece información para aclarar algunas cuestiones básicas acerca de este principio activo. No es exhaustiva y, por lo tanto, no expone la totalidad de la información disponible y en ningún caso sustituye a la información que le pueda proporcionar su médico.

Como la mayoría de medicamentos, este fármaco tiene riesgos y beneficios. Su médico ha ponderado, antes de prescribírselo, ambos extremos. Cualquier cuestión adicional acerca de este u otros fármacos debe consultarlo con el médico que le atiende.