Jueves 21 de Marzo de 2019




Recomendaciones

El labetalol está considerado, a las dosis habituales, compatible con la lactancia materna.

Los betabloqueantes tienen mayor riesgo de paso a la leche y acumulación en el niño, cuanto menor sea el porcentaje de unión a las proteínas plasmáticas y mayor el grado de excreción renal, que corre paralelo a la fracción libre del medicamento en la sangre. En este caso, el labetalol ocupa un lugar medio-bajo en cuanto al riesgo para el bebé por sus características farmacocinéticas(5% eliminación renal; 50% unión a proteínas), por lo que sólo debe evitarse su empleo en madres de lactantes prematuros.

Se considera que un lactante puede ingerir una cantidad promedio del 0.004% al 0.07% de la dosis proporcionada a la madre. Se ha descrito un caso de bradicardia en un bebé prematuro cuya madre ingería 300 mg de labetalol dos veces al día.

Advertencia del fabricante:

El Labetalol cruza la barrera placentaria y puede bloquear los receptores alfa y beta-adrenérgicos del feto y del neonato. Muy raramente se han descrito alteraciones perinatales y neonatales (bradicardia, hipotensión, depresión respiratoria, hipoglucemia, hipotermia). A veces, estos síntomas se desarrollan un día o dos después del nacimiento. La respuesta a las medidas de sostén (por ejemplo, fluidos intravenosos y glucosa) es generalmente rápida, pero con pre-eclampsia grave, especialmente después del tratamiento prolongado por vía intravenosa con Labetalol, la recuperación puede ser más lenta. Esto puede estar asociado con la disminución del metabolismo hepático en niños prematuros.

Se han descrito muertes intrauterinas y neonatales, si bien estuvieron implicados otros fármacos (por ejemplo, vasodilatadores, depresores del centro respiratorio) y los efectos de pre-eclampsia, retraso en el desarrollo intrauterino y parto prematuro. Esta experiencia clínica previene contra el uso indebidamente prolongado de altas dosis de Labetalol y retraso en el alumbramiento, y contra la administración conjunta de hidralazina.

Este medicamento se excreta en leche materna, aunque no se han descrito efectos adversos en niños lactantes.

Fecha de la última actualización: 24.05.08

ADVERTENCIA ACERCA DEL CONTENIDO

Esta página ofrece información para aclarar algunas cuestiones básicas acerca de este principio activo. No es exhaustiva y, por lo tanto, no expone la totalidad de la información disponible y en ningún caso sustituye a la información que le pueda proporcionar su médico.

Como la mayoría de medicamentos, este fármaco tiene riesgos y beneficios. Su médico ha ponderado, antes de prescribírselo, ambos extremos. Cualquier cuestión adicional acerca de este u otros fármacos debe consultarlo con el médico que le atiende.