Jueves 24 de Enero de 2019

Medicamentos
Como cuidar niños
Dieta sana
PAPERAS (PAROTIDITIS AGUDA)

¿En qué consiste la parotiditis aguda(paperas)?     

La parotiditis aguda es una enfermedad producida por un virus específico, Hasta recientemente, estaba considerada una enfermedad común y obligada, pero en la actualidad se trata mas bien de un proceso de aparición esporádica gracias a la vacunación masiva de la población infantil.

Se caracteriza por la hinchazón de una o las dos glándulas parótidas, a ambos lados de la cara, asociada a fiebre y dolor en las zonas hinchadas. Con alguna frecuencia se acompaña de complicaciones, como meningitis producida por el mismo virus, habitualmente de curso benigno o inflamación testicular en el varón. Desgraciadamente, en muchos países en vías de desarrollo, la falta de un programa de vacunaciones adecuado hace que sea una enfermedad muy común.

¿Qué causas tiene?     

Como se ha indicado, las paperas está producida por un virus, cuyo único huésped es el ser humano. A diferencia del virus de la gripe, el de la parotiditis sólo tiene una variedad desde el punto de vista inmunológico, lo que representa que, salvo circunstancias excepcionales, sólo se sufre una vez.

¿A quienes afecta la parotiditis aguda?     

En la población no vacunada, la enfermedad ataca de preferencia a niños de 5 a 10 años, con ondas epidémicas mas extendidas cada 4 o 5 años. En las zonas donde se vacuna masivamente a los niños, las paperas atacan a preadolescentes o mas mayores, incluyendo adultos jóvenes. En estos países se presentan de vez en cuando brotes epidémicos de parotiditis en la población vacunada, ya sea por fracaso de la vacuna o por vacunación defectuosa. Allí donde se sigue un programa completo de vacunaciones, la aparición de la enfermedad resulta mas bien una rareza clínica. En muchos países industrializados, las paperas se han convertido en una enfermedad que cursa con brotes entre los adolescentes y adultos jóvenes de entre 15 y 26 años, muchos de los cuales han recibido una vacunación incompleta.

¿Como se produce la parotiditis aguda?     

Las paperas se contagian de una persona a otra a través de las microgotas de agua exhaladas con el aliento, la tos, los estornudos o, simplemente, al hablar. Las secreciones de los pacientes contienen el virus desde al menos una semana antes de que la enfermedad se haga aparente y perduran en total unos quince días, siendo el periodo de máxima contagiosidad la primera semana de enfermedad y los dos últimos días del periodo de incubación. Una vez que el virus ingresa en el cuerpo de la persona infectada, pasa a la sangre y de aquí a diversas glándulas (salivares, páncreas, testículos), el sistema nervioso y en ocasiones a otros órganos (tiroides, ovarios, corazón, riñones, hígado, etc.). El virus de la parotiditis puede inflamar los tejidos que invade, aunque lo mas corriente es que se limite a las glándulas salivares y, ocasionalmente a las meninges y testículos. Muy raramente ataca a otros órganos.

¿Qué síntomas tiene la parotiditis?     

Después de un periodo de incubación de 15 a 30 días, el paciente con parotiditis presenta unos síntomas que pueden variar en intensidad: Desde un trastorno casi inapreciable, desde pocos o ningún síntoma, pasando por un cuadro aparentemente gripal con fiebre y malestar a la hinchazón típica de paperas, detrás del ángulo del maxilar inferior, acompañada o no con síntomas de afectación de otros órganos. En el caso mas corriente, la persona afectada puede presentar inicialmente fiebre, malestar, dolor de cabeza, náuseas, y vómitos, tras los cuales se presenta la hinchazón típica de las paperas uno o dos días después.

En la mitad de los casos, las paperas afectan a un solo lado de la cara, aunque con el paso de las horas lo mas frecuente es que la inflamación sea aparente a ambos lados. Es frecuente que el niño se queje en algún momento de la enfermedad de dolor en el oido, producido por la inflamación de la parótida.

Es menos frecuente que las paperas afecten a las glándulas submaxilares, situadas justo debajo del maxilar, aunque en posición anterior respecto del ángulo de este hueso. Cualquiera que sea la glándula afectada, al cabo de unos cuantos días empieza a desinflamarse, a la vez que desaparece la fiebre. En la fase mas aguda del proceso es frecuente que la ingestión de comidas o bebidas provoquen molestias, especialmente si son ácidas.

¿Como se diagnostica la parotiditis aguda?     

En general, el diagnóstico de la parotiditis es sencillo para cualquier médico experimentado y se basa en los datos de la historia clínica, incluyendo los síntomas y aspecto del paciente. En algunos casos, no obstante, las cosas pueden no ser fáciles o prestarse a confusión con otras enfermedades, por lo que es precisa la identificación del virus mediante el estudio directo o las pruebas de medición de anticuerpos en dos momentos de la enfermedad, que darían lugar a diferencias entre ambas medidas y permitiría establecer el diagnóstico sin lugar a dudas. La medida de la IgM específica también puede aclarar si el paciente ha sufrido una parotiditis reciente. Se trata en todos estos caso de situaciones infrecuentes en la clínica diaria.

¿Como evoluciona la parotiditis aguda?     

Los pacientes con paperas pueden sufrir complicaciones derivadas de la afectación de otros órganos. Las mas frecuentes son la meningitis y la orquitis, por invasión de las meninges y los testículos. Muy raramente, la parotiditis invade el páncreas, los pulmones, el riñón, la médula ósea u otros órganos.

La afectación de las meninges y, ocasionalmente también el cerebro lo bastante intensa para dar síntomas, aparece en un 10-25 % de los pacientes, aunque esta cifra podría considerarse tres veces mayor si se tienen en cuenta los casos inaparentes.

La meningitis se suele presentar al cabo de varios días del inicio de la enfermedad y se caracteriza por empeoramiento general acompañado de dolor de cabeza intenso y, frecuentemente, vómitos. Puede encontrarse al niño postrado en cama, con los miembros y el tronco flexionados.

En otros pacientes, la meningitis se presenta antes que las paperas, con lo que resulta mas difícil su identificación. En unos u otros casos son posibles las convulsiones. Raramente se produce una pérdida de audición u otras complicaciones neurológicas. Afortunadamente, la meningitis suele tener un curso benigno y resolverse en el transcurso de los siguientes 8-10 dias. Con menor frecuencia, la orquitis es la segunda complicación en importancia, a distancia de la anterior y suele afectar a varones pasada la pubertad. Algunos autores consideran que la inflamación testicular puede afectar a mas del 30 % de los adultos jóvenes que padecen la parotiditis.

En el caso típico, a los pocos días del inicio de la parotiditis, el paciente experimenta un empeoramiento general, con fiebre, escalofríos y dolor e inflamación de uno o ambos testículos. Pese a la creencia generalizada de que sufrir orquitis produce invariablemente esterilidad, esta eventualidad resulta mas bien rara. Transcurridos unos días, la orquitis suele remitir sin dejar secuelas. La inflamación del ovario en la mujer es mucho mas rara y da lugar a un dolor abdominal intenso que puede confundirse con otros procesos.

La afectación del páncreas puede dar lugar a dolor abdominal y vómitos. También pueden estar afectados otros órganos como el tiroides, las articulaciones o el corazón, aunque se trata de casos bastante raros.

En general, la parotiditis, incluso complicada con orquitis o meningitis suele tener un curso benigno. De forma muy rara son posibles complicaciones que pongan en peligro la vida del paciente.

¿Como se trata la parotiditis aguda?     

A falta de un medicamento específico para el virus que la produce, el tratamiento se dirige a mantener en las mejores condiciones posibles al paciente, evitando y corrigiendo la deshidratación, combatiendo la fiebre e inflamación y aliviando el dolor, tanto el de las paperas, como el de los testículos cuando se inflaman o el dolor de cabeza.

Debe recordarse que la mejor medida para luchar contra esta enfermedad es la prevención mediante una vacunación adecuada y completa.

Última actualización de la página: 23 de abril de 2011

ADVERTENCIA ACERCA DEL CONTENIDO

La información contenida en este sitio web no sustituye los consejos y orientaciones del profesional médico que le atiende, al que usted debe consultar antes de tomar decisiones acerca de su situación y problemas de salud. MEDIZZINE no garantiza ni asume responsabilidad alguna por la exactitud o amplitud de la información que se ofrece. Por el contrario, MEDIZZINE reconoce que la información proporcionada no es exhaustiva y, por lo tanto, no expone la totalidad de la información disponible y, en ningun caso, puede sustituir la información y criterio que le pueda proporcionar su médico. MEDIZZINE no puede garantizar en todos los casos la exactitud de la información que se ofrece, dada la naturaleza cambiante de los conocimientos médicos.