Domingo 24 de Marzo de 2019

Medicamentos
Como cuidar niños
Dieta sana
VAGINOSIS BACTERIANA

¿Que es la vaginosis bacteriana?     

Tambien llamada vaginitis inespecífica, es una enfermedad caracterizada por mal olor vaginal asociado a flujo vaginal aumentado, de color blanquecino, escasamente viscoso, que tambien puede recubrir interiormente las paredes de la vagina. Es frecuente que los síntomas se agudicen tras mantener relaciones sexuales.

Se estima que en clínicas ginecológicas o consultas de enfermedades de transmisión sexual la frecuencia de consultas por esta enfermedad es de 25-35%. Un 50% de las pacientes que reunen criterios para el estudio de laboratorio están sin síntomas.

¿A qué se debe la vaginosis bacteriana?     

La enfermedad, probablemente mal comprendida todavía, se cree puede deberse a una alteración del equilibrio entre los distintos gérmenes de la flora bacteriana normal, con un crecimiento exagerado de bacterias anaerobias y una reducción del lactobacilo.Se han identificado diversos microorganismos asociados a la enfermedad: gardnerella vaginalis, mycoplasma hominis, ureaplasma urealyticum, mobiluncus, prevotella y otros anaerobios, lactobacillus iners, megasphaera, leptotrichia, Eggerthella y algunos otros gérmenes menos frecuentes.

Es característica la ausencia del lactobacilo habitual en la flora normal bacteriana de la vagina. No existe predominio de ningun microorganismo en particular.

Se citan como posibles factores de riesgo el establecimiento de una nueva relación sexual, la promiscuidad o las infecciones recientes por el virus del papiloma.

¿Como se diagnostica la enfermedad?     

La vaginosis bacteriana se diagnostica por la presencia de tres criterios de entre los cuatro que se relacionan a continuacion:

1. Signos evidentes de flujo vagina grisáceo o blanquecino escaso y homogéneo.

2. pH vaginal mayor de 4.5.

3. Olor característico, como de pescado, inmediatamente despues de mezclar la secreción vaginal con potasa al 10%.

4. Hallazgo de unas celulas características, aunque no exclusivas de este proceso, en el flujo vaginal.

¿Cual es el curso de la enfermedad?     

Con mucha frecuencia, la enfermedad se reproduce de nuevo, pese a estar correctamente tratada. Desgraciadamente vemos en la consulta cotidiana como las pacientes consultan mas de un especialista y realizan diversos tratamientos que indefectiblemente desembocan en un nuevo cuadro de vaginosis tras un periodo de mejoría o curación de mayor o menor duración.

Es frecuente experimentar un sentimiento de no haber sido diagnosticada o tratada correctamente entre las mujeres que sufren esta enfermedad de forma repetida.

Durante el embarazo, la vaginosis se asocia con una elevación del riesgo de parto prematuro o de aborto. Sin embargo, el tratamiento de las pacientes durante la gestación no reduce estos riesgos.

El tratamiento de las parejas masculinas no previene la reaparición de la vaginosis.

¿Como se trata la enfermedad?     

Los casos asintomáticos de vaginosis no deben tratarse, a menos que la paciente se quede embarazada, se deba proceder a insertar un DIU como anticonceptivo, se vaya a practicar un procedimiento quirurgico o maniobras ginecológicas post-aborto

En los restantes casos, su médico dispone de diversos medicamentos para el tratamiento de la enfermedad. De un lado, el metronidazol por vía oral o en aplicación tópica intravaginal. Por esta vía tambien se puede aplicar crema de clindamicina. Este mismo antibiótico por vía oral o en óvulos intravaginales tambien puede resultar eficaz.La elección del tratamiento depende de cada caso en particular.

Última actualización de la página: 16 de diciembre de 2008

ADVERTENCIA ACERCA DEL CONTENIDO

La información contenida en este sitio web no sustituye los consejos y orientaciones del profesional médico que le atiende, al que usted debe consultar antes de tomar decisiones acerca de su situación y problemas de salud. MEDIZZINE no garantiza ni asume responsabilidad alguna por la exactitud o amplitud de la información que se ofrece. Por el contrario, MEDIZZINE reconoce que la información proporcionada no es exhaustiva y, por lo tanto, no expone la totalidad de la información disponible y, en ningun caso, puede sustituir la información y criterio que le pueda proporcionar su médico. MEDIZZINE no puede garantizar en todos los casos la exactitud de la información que se ofrece, dada la naturaleza cambiante de los conocimientos médicos.