COOKIES:    Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web  ACEPTAR Mas información
Miércoles 18 de Enero de 2017

NEFAZODONA

Listados de especialidades     

Esta página contiene listados de especialidades farmacéuticas autorizadas del principio activo nefazodona en los países relacionados a continuación:

Argentina ] [ Bolivia ] [ Brasil ] [ Canadá ] [ Chile ] [ Colombia ] [ Costa Rica ] [ Ecuador ] [ España ] [ Estados Unidos ] [ Guatemala ] [ México ] [ Paraguay ] [ Perú ] [ Puerto Rico ] [ República Dominicana ] [ Uruguay ] [ Venezuela ]

Dada la naturaleza del mercado farmacéutico, algunas de las especialidades podrían no estar comercializadas, haber sido suspendidas o haber cambiado de nombre o composición, por lo que en ningun caso pueden tomarse decisiones basadas en la información contenida en la página. MEDIZZINE no se hace responsable de los posibles perjuicios derivados de la información proporcionada, que puede ser incompleta o desactualizada.

Indicaciones de uso     

Nefazodona es un medicamento utilizado para tratar la depresión.

Se cree que la nefazodona acrúa sobre la depresión mediante la corrección de un desequilibrio en la cantidad de ciertas sustancias químicas cerebrales (mediadores químicos), como la serotonina y la norepinefrina.

Medizzine le recomienda que consulte a su medico si desconoce la razón por la que le ha prescrito nefazodona

Componentes de las presentaciones comerciales

Las tabletas contienen, además del principio activo, dióxido de silicio coloidal, óxido férrico (rojo y/o amarillo), estearato de magnesio, celulosa microcristalina, povidona y glicolato sódico de almidón.

Advertencia:

La composición de las distintas presentaciones puede variar de un país a otro. Le recomendamos que consulte la información proporcionada por su proveedor local.

Antes de tomar el medicamento     

No use nefazodona

Si es alérgico (hipersensible) a este principio activo, a trazodona o a cualquiera de los demás componentes de la especialidad farmacéutica que le han recetado. Si cree que puede ser alérgico, consulte a su médico.

Los síntomas de alergia pueden incluir

- Crisis de asma, con dificultad respiratoria, respiración con silbidos audibles o respiración rápida.
- Hinchazón mas o menos brusca de cara, labios, lengua u otro lugar del cuerpo. Es especialmente crítica si afecta a las cuerdas vocales.
- Urticaria, picor, erupción cutánea
- Shock anafiláctico (Pérdida de conocimiento, palidez, sudoración, etc).

Tampoco debe tomar este medicamento

- Si usted está tomando terfenadina o astemizol, medicamentos antihistamínicos (retirados en muchos países),
- Si usted está tomando cisaprida, medicamento usado en trastornos digestivos (retirado en muchos países),
- Si usted está tomando triazolam, que se utiliza para el insomnio,
- Si usted está tomando pimozida, utilizado para tratar el síndrome de Tourette,
- Si usted está tomando carbamazepina, utilizado para tratar las convulsiones.
- Si usted tiene actualmente problemas de hígado,
- Si usted está tomande o ha tomado en los últimos 14 días uno de los medicamentos para la depresión conocidos como inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO)..

Tenga especial cuidado con nefazodona

Informe a su médico si usted padece alguna enfermedad.

Asegúrese de informar a su médico especialmente:

- Si alguna vez ha tenido problemas en el hígado,
- Si usted tiene problemas del corazón o ha tenido un ataque al corazón o un derrame cerebral,
- Si usted tiene o ha tenido episodios maníacos (agitación extrema o excitabilidad),
- Si usted ha intentado suicidarse,
- Si usted tiene o ha tenido convulsiones,
- si está embarazada o dando el pecho.

Empeoramiento clínico y riesgo de suicidio:

Los pacientes con un trastorno depresivo mayor, tanto adultos como niños, pueden experimentar un empeoramiento de su depresión y/o la aparición de ideas y comportamiento suicida (tendencia suicida) o cambios inusuales en su comportamiento, estén o no tomando medicamentos antidepresivos. Este riesgo puede persistir hasta tanto se produzca una mejoría significativa.

El suicidio es un riesgo bien conocido de la depresión y otros trastornos psiquiátricos. Los antidepresivos pueden, paradojicamente, tener un papel en el empeoramiento de la depresión y la aparición de tendencias suicidas. Estos fármacos aumentan el riesgo de pensamientos y conductas suicidas (tendencia suicida) en niños, adolescentes y adultos jóvenes (de entre 18 y 24 añoa) con trastorno depresivo mayor y otros trastornos psiquiátricos.

Todos los pacientes que están siendo tratados con antidepresivos deben ser monitorizados de forma adecuada y controlados estrechamente por ser posibles el empeoramiento clínico, las tendencias suicidas y los cambios inusuales del comportamiento, especialmente durante los primeros meses de tratamiento o tras un cambios de dosis.

Las familias y los cuidadores de los pacientes que están recibiendo antidepresivos para un trastorno depresivo mayor u otras indicaciones, deben ser alertados sobre la posible aparición de agitación, irritabilidad, cambios inusuales en el comportamiento, así como la aparición de tendencias suicidas, y comunicar estos síntomas de inmediato a su médico. Este seguimiento debe incluir la observación diaria por parte de las familias, cuidadores y compañeros de trabajo.

Riesgo de hepatotoxicidad:

El tratamiento con nefazodona se ha asociado con trastonos del hígado, que pueden ir desde elevación pasajera de las transaminasas hasta casos de insuficiencia hepática, que pueden requerir un trasplante y son potencialmente mortales.

No se dispone de un metodo fiable para predecir la probabilidad del desarrollo de una insuficiencia hepática, por lo que los pacientes con una enfermedad hepática activa no deben ser tratados con nefazodona.

Todos kos pacientes deben ser advertidos acerca de esta poosible complicación, para detectar los posibles signos de disfunción hepática (ictericia, pérdida o falta de apetito (anorexia), trastornos gastrointestinales, malestar general, etc.) e informar a su médico inmediatamente si se presentan signos de alarma.

Debe interruumpirse el tratamiento con nefazodona si aparecen signos o síntomas sugestivos de insuficiencia hepática, incluyendo elevación de transaminas por encima de tres veces el límite superior de lo normalidad. Estos pacientes tienen mayor riesgo de insuficiencia hepática si se vuelve a tomar este medicamento.

Uso de otros medicamentos

Informe a su médico o farmacéutico si está utilizando o ha utilizado recientemente otros medicamentos, incluso los productos de plantas medicinales o los adquiridos sin receta.

Algunos de estos medicamentos pueden afectar a la eficacia de nefazodona y no debe ser utilizado en combinación con esta medicina sin consultar previamente a su médico.

Informe a su médico si está tomando:

- Terfenadina o astemizol, para tratar las alergias
- Cisaprida, para trastornos digestivos
- Inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO), que son medicamentos antidepresivos. Es importante dejar un intervalo de dos semanas entre la interrupción de estos medicamento y el tratamiento con nefazodona.
- Buspirona,, un antipsicótico
- Triazolam, para el tratamiento del insomnio
- Fluoxetina, para el tratamiento de la depresión y otros trastornos
- Alprazolam, un medicamento para tratar la ansiedad
- Inmunosupresores, como ciclosporina o tacrolimus,
- Pimozida, un antipsicótico
- Carbamazepina, un medicamento para trattar convulsiones.

Uso de nefazodona con alimentos y bebidas

Puede tomar este medicamento con o sin comidas.

El alcohol puede interactuar con nefazodona.No debe consumir bebidas alcohhólicas mientras esté en tratamiento con nefazodona.

Situaciones fisiológicas especiales

Embarazo y lactancia

Consulte siempre con su médico o farmacéutico antes de tomar un medicamento durante el embarazo o la lactancia.

Informe a su médico si está embarazada, planea quedarse embarazada, o se queda embarazada mientras toma este medicamento. Se desconoce si la nefazodona puede dañar al feto.

Su médico valorará la conveniencia de que tome este medicamento durante el embarazo.

Consulte a su médico antes de tomar nefazodona si está dando el pecho. No se sabe si nefazodona puede pasar a través de la leche materna al bebé.

Uso en niños o adolescentes:

No ha sido establecida la seguridad de uso y eficacia de nefazodona en pacientes menores de 18 años, por lo que no se recomenda su uso en este grupo de edad.

Uso en pacientes de edad avanzada

Es recomendable iniciar el tratamiento con la mitad de la dosis habitual, aunque los incrementos de dosis sucesivos se pueden llevar a cabo del mismo modo que en los pacientes mas jóvenes, con las debidas precauciones.

Es posible que su médico le prescriba una dosis inicial inferior a la indicada para adultos.

Conducción y uso de máquinas

No debe conducir vehículos o manejar maquinaria potencialmente peligrosa o participar en cualquier actividad que requiere alerta mental completa hasta que sepa cómo le afecta la nefazodona.

Consulte a su médico o farmacéutico antes de utilizar cualquier medicamento.

Consejos de utilización de nefazodona     

Siga exactamente las instrucciones de administración de nefazodona indicadas por su médico. Consulte a su médico o farmacéutico si tiene dudas. Siga sus instrucciones con preferencia a las indicadas en esta página web, que pueden ser diferentes. Pida a su médico que le aclare cualquier cuestión que no entienda, contenida en el folleto de instrucciones que acompaña al medicamento.

Tome nefazodona a la misma hora cada día, según lo prescrito por su médico.

Puede tomar nefazodona con o sin alimentos.

Puede pasar un tiempo hasta que sienta los efectos de este antidepresivo, pudiendo tardar varias semanas.

Una vez que se sienta mejor, es importante que continue tomando nefazodona según lo indicado por su médico.

Tratamiento inicial:

La dosis inicial recomendada para el adulto es de 200 mg al día, repartida en dos tomas de 100 mg cada una.

Su médico procderá a ajustar la dosis a sus necesidaes, su tolerancia al medicamento y la mejoría alcanzada, mediante aumentos progresivos de la dosis, hasta alcanzar la dosis de mantenimiento mas adecuada para usted; generalmente entre 300 y 600 mg al día.

Al igual que con todos los antidepresivos, pueden ser necesarias varias semanas de tratamiento para obtener una respuesta antidepresiva suficiente.

Dosis para ancianos y enfermos debilitados:

La dosis inicial recomendada para los pacientes de edad avanzada o debilitados es de 100 mg al día, dividida en dos dosis. Estos pacientes tienen a menudo una reducción de la capacidad de eliminación del fármaco y una mayor sensibilidad a los efectos secundarios de la medicina.

En estos pacientes se debe proceder con suma precaución a la hora de subir la dosis para obtener la adecuada respuesta terapéutica.

En general el tratamiento farmacológico para los episodios agudos de depresión debe continuar durante 6 meses o más. Su médico valarará su caso particular y le indicará la duración del tratamiento con nefazodona para usted.

Cómo cambiar a los pacientes hacia o desde un inhibidor de la monoaminooxidasa:

Deben transcurrir al menos 14 días entre la interrupción de un IMAO y el inicio del tratamiento con nefazodona. Además, deben transcurrir por lo menos 7 días después de interrumpir la toma de nefazodona antes de iniciar el tratamiento con un IMAO.

Si cree que el efecto de la medicina es demasiado fuerte o excesivamente débil consulte con su médico.

Si tiene cualquier otra duda sobre el uso de este producto, pregunte a su médico o farmacéutico.

A tener en cuenta mientras toma nefazodona     

Si se queda embarazada, consulte de inmediato con su médico.

Si un médico le prescribe algún otro medicamento, hágale saber que recibe nefazodona.

Compruebe con su médico regularmente la evolución del trastorno que motiva la administración de nefazodona. Tal vez exista alguna razón que le ha impedido recibir adecuadamente las dosis indicadas e induzca a su médico a conclusiones erróneas acerca del tratamiento.

No debe reiniciar por propia iniciativa el tratamiento con nefazodona sin antes consultar con su médico, ni recomendar su toma a otra persona, aunque parezca tener los mismos síntomas que usted. Tampoco es recomendable que interrumpa o reduzca la dosis sin antes considerar la opinión de su médico.

Si durante el tratamiento con nefazodona se encuentra mal, consulte de forma inmediata con su médico.

Si usa más nefazodona del que debiera

Si usted ha tomado más de lo indicado, póngase en contacto con su médico, el Ccentro de Información Toxicológica de su país o acuda al servicio de urgencias del hospital mas cercano, llevando consigo el envase con el resto del medicamento no consumido.

Si olvidó tomar el medicamento:

Si se ha olvidado de tomar una dosis de nefazodona, omita esa dosis y continúe según lo indicado por su médico. Nunca tome una dosis doble para compensar la dosis omitida.

Si interrumpe el tratamiento:

No interrumpa el tratamiento hasta la fecha indicada por su médico, ya que podría sufrir un empeoramiento de su enfermedad.

Si tiene cualquier otra duda sobre el uso de este producto, pregunte a su médico o farmacéutico.

Efectos secundarios de nefazodona     

Al igual que todos los medicamentos, nefazodona puede tener efectos adversos, aunque no todas las personas los sufran.

En raras ocasiones, los pacientes que toman nefazodona pueden desarrollar trastornos hepáticos graves.

Muy raramente, puede aparecer una reacción alérgica muy grave a este medicamento, que puede requerir atención médica urgente.

Esta reacción incluye erupción cutánea, picor, inflamación (especialmente en cara, lengua o garganta), mareos intensos o dificultad para respirar.

Si usted tiene alguno de los siguientes síntomas mientras toma este medicamento, consulte a su médico de inmediato:

- Coloración amarillenta de la piel o del blanco de los ojos (ictericia),
- Orina inusualmente oscura,
- Pérdida de apetito que dura varios días o más,
- Náuseas intensas,
- Erupciones cutáneas o urticaria, enrojecimiento, hinchazon (angioedema),
- Dolor abdominal,
- Convulsiones,
- Desmayos,
- Priapismo (erección prolongada y dolorosa),
- Sangrado fácil, moretones, heces negras, vómito con aspecto de café molido,
- dolor en los ojos, cambios en la visión (como ver un arco iris alrededor de las luces en la noche, visión borrosa,

Los pacientes que tienen problemas de hígado no deben tomar nefazodona.

Efectos secundarios mas frecuentes:

- Somnolencia,
- Sequedad de boca,
- Náuseas, mareos,
- Estreñimiento,
- Desmayos,
- Debilidad,
- Trastornos de la vision,
- Confusión.

Si observa cualquier otra reacción no descrita en esta página web o en el prospecto que acompaña al envase, consulte a su médico o farmacéutico.

Si considera que alguno de los efectos adversos que sufre es grave, informe a su médico o farmacéutico.

Especialidades conteniendo nefazodona     

Argentina ] [ Bolivia ] [ Brasil ] [ Canadá ] [ Chile ] [ Colombia ] [ Costa Rica ] [ Ecuador ] [ España ] [ Estados Unidos ] [ Guatemala ] [ México ] [ Paraguay ] [ Perú ] [ Puerto Rico ] [ República Dominicana ] [ Uruguay ] [ Venezuela ]

Advertencia:

Salvo excepciones, que se indican expresamente, estos listados no incluyen las asociaciones del principio activo con otros medicamentos ni los envases de uso clínico.

En Argentina:     

Información no disponible

En Bolivia:     

Información no disponible

En Brasil:     

Información no disponible

En Canadá:     

Información no disponible

En Chile:     

Información no disponible

En Colombia:     

Información no disponible

En Costa Rica:     

Información no disponible

En Ecuador:     

Información no disponible

En España:     

Información no disponible

En Estados Unidos y Puerto Rico:     

NEFAZODONE RANBAXY 50-100-150-200-250 mg, tabletas
NEFAZODONE TEVA 50-100-150-200-250 mg, tabletas
NEFAZODONE AVKARE 50-100-150-200-250 mg, tabletas
NEFAZODONE REBEL 100-150-200-250 mg, tabletas
NEFAZODONE REMEDYREPACK 50-100-150-200-250 mg, tabletas
NEFAZODONE STAT RX US 50-100-150-200-250 mg, tabletas
SERZONE 50-100-150-200-250 mg, tabletas

En Guatemala:     

Información no disponible

En México:     

Información no disponible

En Paraguay:     

Información no disponible

En Perú:     

Información no disponible

En República Dominicana:     

Información no disponible

En Uruguay:     

Información no disponible

En Venezuela:     

Información no disponible

Fecha de actualización de la página: 29 de noviembre de 2010

ADVERTENCIA ACERCA DEL CONTENIDO

Esta página ofrece información para aclarar algunas cuestiones básicas acerca de este principio activo. No es exhaustiva y, por lo tanto, no expone la totalidad de la información disponible y en ningún caso sustituye a la información que le pueda proporcionar su médico.

Como la mayoría de medicamentos, este fármaco tiene riesgos y beneficios. Su médico ha ponderado, antes de prescribírselo, ambos extremos. Cualquier cuestión adicional acerca de este u otros fármacos debe consultarlo con el médico que le atiende.